miércoles, 16 de marzo de 2011





Con manos como estas no puedo mirar otra cosa, soy incapaz de enfocarle la cara, así que sus fotografías son borrosas y oscuras; técnicamente no valen nada.

En su presencia me golpeo contra las paredes y las cosas se me caen al suelo. Trato de aparentar seriedad.
Si se ríe de mi lo hace con razón.

Me abraza (fugazmente) con manos tan blancas mientras yo me asusto, salto, me aparto y pido un segundo intento...
Como siempre he hecho.

1 comentario:

Frozen Hydra dijo...

Minina, la verdad es que no se que decirte...
Primero, me ha hecho mucha ilusión ver este jeto en la entrada luego la textura y el texto han convertido el momento en algo intenso.
Te echo de menos.